En este trimestre perfecciona su incorporación  hacia la verticalidad. Para lograr con éxito lo recién escrito ha profundizado en posición horizontal al máximo su integración sensorial; equilibrio; coordinación; armonía entre sus hemicuerpos con volteos continuos y cambios constantes de posiciones horizontales.

Antes de continuar mi relato sobre el camino hacia la verticalidad quisiera aclarar dudas sobre la sedesta.

  1. Sedesta dependiente o pasiva
  2. Sedesta independiente o activa/ creativa.

Sedesta dependiente o pasiva:

En pocas palabras lo sientan. No es voluntaria y depende totalmente del adulto. El adulto elige el lugar, lo modifica según su criterio que podría acomodar al pequeño.  Con cariño les explico a los pacientes que lo llevan como “florero”. A la larga si continúa este hábito estaremos formando un “sittingbaby” muy común en ciertos pequeños que tienen un tono muscular algo bajito. Se mantiene mas no investiga las reacciones de apoyo. Pide esta posición por el ángulo visual ofrecido.

laughing-baby-boy-sitting-among-toysSedesta independiente o activa/ creativa:

Es voluntaria, exploradora; ingeniosa; se orienta tanto corporal como espacial. Explora les reacciones de apoyo. No amerita ayuda de ningún adulto.

Inicia profundizando sedesta de costado. Busca por un costado luego modifica y se familiariza por ambos. Apoyo manos abiertas y en búsqueda hacia la sedestación completa vertical.

Ellos varían en su investigación hacia la incorporación  como ya lo había antes mencionado desde boca abajo, apoyo ambas manos abiertas, brazos en extensión, descarga del peso corporal total sobre caderas para luego empujarse hacia atrás. (En ocasiones los padres mencionan que gatea hacia atrás). Entiende muy bien la descarga del peso corporal sobre la pelvis para continuar en esta posición hasta sedesta pasando sobre un costado.

Detallé un poco este paso para objetivar la destreza adquirida después de un profundo aprendizaje hasta lograr sedesta independiente.

Ahora también los pequeños buscan comodidad en su sedesta, ej: larga con extensión de piernas; de costado ambos lados; y ojo corregir en lo posible las famosas sedestasentretalones o en “W.” Se han hecho campañas especialmente hacia los preescolares para formar conciencia de lo inapropiado hacia las articulaciones a lo largo de estas posiciones. Pueden sostener sedesta de indio etc.

Reacciones de apoyo:

En sedesta se sostiene por breve y cae al inicio hacia los lados. Inicia la reacción de apoyo lateral ambos hemicuerpos. La reacción de apoyo anterior ha ido madurando a la par de su apoyo constante sobre ambas manos. Tanto la incorporación de costado como gateo hacia atrás perfecciona las reacciones de apoyo.

El paracaídas anterior inicia a responder de forma  positiva entre los 7 hasta los 9 meses. Esta reacción permanece durante toda la vida y es vital en protección de caídas sobre cara/cabeza. A continuación inmediata maduran los apoyos  laterales.

El apoyo posterior es el más tardío y se hace efectivo entre los 9 a 10 meses.

Gateo o posición cuatro puntos:

Mientras explora transferencia hacia la sedesta va investigando la posición cuatro puntos. Esta observación es importante para entender el desarrollo neuronal. Nunca una etapa dentro del Neurodesarrollo va asilada en su investigación. Cada etapa da la mano a la siguiente. Es una continuidad en su progreso hacia la vertical. Esto se observa en muchos ámbitos del pequeño investigador. Hay teorías que relatan lo impresionante que un niño logra en conocimiento en su primer año de vida comparado con el resto de toda su existencia.

Al ubicarse en cuatro puntos no significa que puede iniciar el gateo. Primero se mantiene en esta posición y  a la para prueba su estabilidad y coordinación en balancear su peso corporal tanto sobre el cinturón hombro escapular como el pélvico. Una vez acomodada esta posición inicia avanzando en cuatro puntos o gateo. Investiga espacio; busca trepar; hay pequeños que gatean por tiempo largo, otros muy breve según equilibrio y coordinación que han ido desarrollando a lo largo de estos meses.

Quisiera hacer una pequeña reflexión sobre el supuesto mito del gateo. Mucho escucho sobre la importancia de este mismo y las consecuencias que podrían causar si no logra esta etapa. Fue una de las preguntas que hace años atrás hice a unas grandes maestras de Bobath La respuesta fue estudia y verás la respuesta lógica. Así fue. Muchos niños no gatean y son brillantes. Estos niños logran profundizar cada etapa de tal manera que no ameritan del gateo con sus características tan fundamentales de coordinación, equilibrio, descarga de peso etc. El Neurodesarrollo sería muy pobre si solo dependeríamos de esta etapa. Toda investigación se repite durante el primer año. La descarga del peso corporal sobre ambas manos abiertas, durante el gateo, enriquece el sistema propioceptivo como base para la motricidad fina. Esta descarga de peso también es explorada en las reacciones de apoyo adelante y  laterales durante su investigación hacia la sedesta.  Más tarde en esta misma posición pone en acción las reacciones de apoyo atrás para mantener el tronco en vertical.

Al final de este trimestre el pequeño debe tener madurada su motricidad fina correspondiente como: pinza fina; adaptación en su integración sensorial adecuada a su edad, llevar comida a la boca con ambas manos. Ser ambidiestro o bimanual, Aceptar en sus posiciones la cuclilla; integración familiar; puede sacar los aros de una pirámide mas no colocarlos de regreso. Aplaude; choca objetos; etc.

Ríe; inicia el rechazo hacia el extraño; pide brazos;

Se prepara para la bipedestación.

 

Karin Boese  Kinesiologo /Pediatría

NDT Bobath

HORARIO
Lunes a Viernes de 08:00 hrs. a 21:00 hrs. Horario Continuado
Sábado de 09:00 hrs. a 13:00 hrs.

CONTACTO
Teléfono: 65 2231067
Whatsapp: +56 9 8548 7608
contacto@kinefit.cl

 

DIRECCIÓN
San Ignacio # 971 en Puerto Varas.

 

Diseñado por wyd.cl - Todos los derechos reservados Kinefit 2017 ®.

WhatsApp chat
A %d blogueros les gusta esto: